¿Qué hacen en Quintana Roo para combatir al sargazo? — ecologica
Usted está aquí: Inicio / Artículos / ¿Qué hacen en Quintana Roo para combatir al sargazo?

¿Qué hacen en Quintana Roo para combatir al sargazo?

Con información de EFE y Notimex

El 7 de junio pasado, el gobierno de esa entidad emitió una declaratoria de emergencia que establece como programa prioritario el acopio, transporte, disposición final y valorización del sargazo.

La invasión de esta alga ha perjudicado al ecosistema y al turismo en Quintana Roo. Además, solo para limpiar del alga de zonas consideradas como prioritarias –unos 50 kilómetros–, se necesitan 80 millones de pesos mensuales.

Los principales municipios costeros afectados son Lázaro Cárdenas, Isla Mujeres, Benito Juárez, Cozumel, Solidaridad, Tulum, Felipe Carrillo Puerto, Bacalar, Othón P. Blanco y Puerto Morelos. En este último se instaló, desde el pasado 4 de junio pasado, una barrera marina para contener el sargazo mientras realizan la limpieza en la playa.

De acuerdo con la Red de Monitoreo de Sargazo, este fenómeno continuará en los próximos meses hasta acumular más de un millón de toneladas de macroalga; es decir, el doble de lo que se registró en todo 2018 (522 mil toneladas), año que hasta ahora había sido récord en acumulación de sargazo.

 

La declaratoria de emergencia

 

En el Periódico Oficial de Quintana Roo se expuso que la entidad se encuentra ante un inminente desastre natural. “Nos encontramos ante un inminente desastre natural, identificado como fenómeno nacional perturbador de tipo sanitario ecológico, ya que el arribo y descomposición de grandes cantidades de sargazo debe atenderse bajo su doble perspectiva, garantizar la protección y el uso de un medio ambiente sano para su desarrollo y bienestar, en consecuencia, el normal desarrollo de la salud humana”.

Con esta declaratoria –que espera recaudar 600 millones de pesos para atender la contingencia– se establece como programa prioritario el acopio, transporte, disposición y valorización de la macroalga que arriba a las costas de Quintana Roo, por lo que se instruye:

  • A las secretarías de Gobierno, Ecología y Medio Ambiente, Turismo, Obras Públicas, Finanzas y Planeación, así como a la Oficialía Mayor del estado a establecer, de manera coordinada, los protocolos y despliegue de las acciones necesarias para atender esta emergencia.
  • Activar el Consejo Estatal de Protección Civil y que se constituya en sesión permanente para coordinar acciones mientras continúe el arribo y descomposición atípica del sargazo.
  • Formar un comité transitorio que determine con precisión las suspensiones, restricciones, recomendaciones e instrucciones para el desarrollo de las actividades públicas y privadas de la población que sean adecuadas para atender el fenómeno natural.
  • A la Secretaría de Finanzas y Planeación en caso de que sea necesaria la contratación o suspensión de obras públicas o adquisición de suministros.
  • A la Secretaría de la Contraloría a verificar la correcta aplicación de los recursos a que se refiere la declaratoria.
  • A la Secretaría de la Contraloría a verificar la correcta aplicación de los recursos a que se refiere la declaratoria.

El gobierno de Quintana Roo también indica que le corresponderá a la Secretaría de Ecología y Medio Ambiente la supervisión del manejo integral del sargazo –bajo la óptica de residuo orgánico–, y que los recursos que se llegaran a generar de la valorización de este serán considerados como aprovechamientos y administrados por la Secretaría de Finanzas y Planeación local.

En la misma declaratoria se hace un llamado a todos los niveles de gobierno del estado, a órganos autónomos y a la sociedad civil para que “bajo el principio de corresponsabilidad y en la medida de sus posibilidades, presenten el auxilio que consideran necesario para combatir la emergencia derivada del arribo del sargazo”.

 

Sacarle provecho

 

Hace unos días, la empresa Dianco anunció que en los próximos tres meses se instalará en el municipio de Benito Juárez (cuya cabecera es Cancún) una planta para fabricar un fertilizante orgánico a base de sargazo.

Héctor Romero, director comercial de la firma, dijo que esta planta, cuya inversión será de alrededor de 1.5 millones de dólares, podría procesar hasta 600 toneladas diarias de sargazo en todo el Caribe mexicano.

En medio de estos “planes”, una investigación de la UNAM, del Colegio de la Frontera Sur y del Parque Arrecifal Morelos evidenció que en el alga que está llegando a las costas mexicanas hay “graves niveles de arsénico y metales pesados” que ponen en riesgo la vida humana y marina.

Además, gracias a muestras obtenidas en al menos tres playas de Quintana Roo, se detectó que en 2018 organismos pertenecientes a 78 especies de fauna marina murieron a causa del arribo masivo de sargazo.

comentarios de blog provistos por Disqus